EU e Israel abandonan la Unesco

París/Washington. Estados Unidos e Israel anunciaron hoy su retirada de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), informaron hoy el Departamento de Estado en Washington y el primer ministro Benjamin Netanyahu, alegando un “sesgo contra Israel”, a raíz de la disputa por la aceptación de Palestina en el organismo.

“Esta decisión no se tomó a la ligera, y refleja la preocupación de Estados Unidos con los crecientes atrasos en los pagos (de las contribuciones) a la Unesco, la necesidad de una reforma fundamental en la organización, y el continuo sesgo contra Israel”, indicó el Departamento de Estado.

Washington establecerá una “misión de observación” en este organismo de las Naciones Unidas con sede en París, en reemplazo de su representación como Estado miembro, dijo la vocera del Departamento de Estado, Heather Nauert.

“El primer ministro Netanyahu pidió al Ministerio de Exteriores que prepare la retirad de Israel de la organización en paralelo a Estados Unidos”, informó la oficina del primer ministro.

Poco antes, Netanyahu había saludado la decisión de Washington citando su “parcialidad” contra Israel y dijo que la decisión auguraba “una nueva era”.

“Es una decisión valiente y moral porque la Unesco se ha convertido en un teatro del absurdo y porque en lugar de preservar la historia, la distorsiona”, señaló.

Esta es la segunda ocasión que Estados Unidos se va de la organización. La primera se produjo el 31 de diciembre de 1984, bajo el gobierno de Ronald Reagan, al considerar que la organización era demasiado favorable al bloque soviético. Se reincorporó en 2003, 19 años más tarde, entonces durante la administración de George W. Bush.

En 1974 había suspendido por un tiempo sus aportaciones financieras a la Unesco en represalia por el reconocimiento de la Organización para Liberación de Palestina y sus condenas al Estado de Israel.

La directora general de la Unesco, Irina Bokova, afirmó “lamentar profundamente” el jueves la decisión.

“La universalidad es esencial para la misión de la Unesco, para construir la paz y la seguridad internacionales frente al odio y la violencia, con la defensa de los Derechos Humanos y de la dignidad humana”, destacó Bokova en un comunicado.

Estados Unidos dejó de pagar sus aportaciones al organismo en 2011 en protesta por su decisión de considerar como miembro a Palestina, que aún no es un Estado reconocido por la comunidad internacional, pero no se retiró entonces.

También fue controvertida su decisión el verano pasado de declarar la ciudad vieja de Hebrón Patrimonio Mundial palestino, que indignó a Israel.

Y en julio pasado advirtió que estaba revisando sus relaciones con este organismo, calificando de “afrenta a la historia” su decisión de declarar la ciudad vieja de Hebrón, en Cisjordania ocupada, “Patrimonio Mundial en peligro”.

La nominación del sitio fue presentada por Palestina, como estado miembro de la Organización.

Washington se opone a cualquier movimiento de los organismos de la ONU para reconocer a los palestinos como un Estado, sosteniendo que esto debe esperar a un acuerdo de paz negociado en Medio Oriente.

La decisión anunciada este jueves se enmarca en la política del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de revisar muchos de sus compromisos multilaterales, siguiendo lo que llama una política exterior de “Estados Unidos primero”.

Según las normas constitutivas de la Unesco, la salida de Estados Unidos se hará efectiva el 31 de diciembre de 2018.

La agencia es conocida por su trabajo para preservar la herencia cultural, incluyendo la lista de Patrimonio Mundial, y sus programas para promover la educación en países en desarrollo.

 

jornada.unam.mx