Deconcini(Abierto) Autos: 25 min, Lineas Abiertas: 2 | Peatonal :5 min, Lineas Abiertas: 1
Mariposa(Abierto) | Autos: 30 min, Lineas Abiertas: 2 | Trailers : min, Lineas Abiertas:
Morley Gate (Cerrado)

Realizan operativo de perros sin dueño en el Parque Industrial

Veterinarios del Centro de Atención Canina y Felina, Secretaría de Salud del Estado y particulares, esterilizaron a perros que deambulan en grupos en ese sector de la ciudad

Hermosillo, Sonora; Febrero 16 de 2017.- Una jornada de Salud Animal de características muy particulares realizó el Centro de Atención Canina y Felina de Hermosillo para esterilizar a perros que sobreviven sin dueño y en grupos, entre el monte y las empresas del Parque Industrial, al sur oriente de Hermosillo.

El operativo fue en respuesta a las gestiones de la señora Francisca Navarro Valdez, una activista a favor de los animales que aprovechó la disposición de las autoridades de salud municipal y estatal de combatir de forma humana la sobrepoblación.

A diferencia de las jornadas en sectores habitacionales de toda la ciudad, la de este jueves fue en el Parque Industrial, donde existen grupos de caninos sin dueño que cubren sus necesidades biológicas, entre éstas la de reproducirse, alrededor de las empresas y terrenos aledaños.

Francisca Navarro relató que luego de 3 años de esfuerzos particulares para abordar este problema, fue en la administración municipal de Manuel Ignacio Maloro Acosta que encontraron voluntad de apoyo a través de cirugías gratuitas, vacunación antirrábica y desparasitación.

La proliferación de grupos de perros sin dueño requiere identificar sus espacios; llevarles comida para establecer contacto; en su momento capturarlos sin causarles daño; someterlos a esterilización quirúrgica; cuidarlos en tanto se recuperan y reincorporarlos a su territorio sin que aporten futuros integrantes a los grupos.

Colaboraron en esta ocasión veterinarios del Centro de Atención Canina y Felina de Hermosillo, la Secretaría de Salud del Gobierno del Estado y una particular.

Fungieron como asistentes logísticos rescatistas independientes, miembros del voluntariado del CACF y de la organización “Pata de Perro”. Esta última aportó la unidad móvil habilitada como quirófano.